Frente al odio, las mujeres al frente

Ilhan Omar, primera mujer americano somalí miembro del Congreso.

 

Las mujeres hicieron historia en las legislativas de EE.UU, donde más de cien consiguen ganar en las elecciones de la Cámara de Representantes.

Por: Victoria Briccola

 

Las elecciones legislativas del pasado martes han traído hitos históricos que derriban los perfiles de los candidatos hasta el momento.

Por un lado están las primeras mujeres musulmanas que alcanzan la Cámara de Representantes. Se trata de Ilhan Omar, de origen somalí y hasta ahora una legisladora demócrata en la cámara de Minnesota, y de Rashida Tlaib, una abogada de raíces palestinas y antigua parlamentaria estatal en Michigan, también por el Partido Demócrata. La primera ha levantado la bandera a favor del sistema público de salud, el control de las armas y la concesión de ciudadanía a inmigrantes irregulares. Mientras que la segunda se ha destacado por defender la extensión a todos los ciudadanos del sistema de atención sanitaria “Medicare” (un programa de cobertura de seguridad social para adultxs mayorxs o jóvenes discapacitadxs), la fijación de un salario mínimo de 15 dólares la hora y la abolición del actual Servicio de Inmigración y Control de Aduanas.

 

Ocasio-Cortez se ha convertido, a sus 29 años, en la congresista más joven de EEUU

 

Pero esto no queda acá, sino que también hay que hacer mención de las mujeres indígenas que consiguieron escaños, ambas en las listas demócratas. Una de ellas es Sharice Davids, miembro de una tribu de Wisconsin llamada Ho-Chunk, es abogada y antigua luchadora de artes marciales. Se presentaba a la Cámara por Kansas, donde fue criada por una madre soltera que sirvió en el Ejército, y ha sido especialmente crítica con la reforma fiscal de Donald Trump. Además, es la primera persona homosexual de Kansas que entrará en el Congreso.

La otra mujer indígena que accederá a la Cámara es Deb Haaland, una activista de Nuevo México que fue directora de voto de nativos americanos en la campaña de Barack Obama para las elecciones presidenciales de 2012.

Sin embargo, también está el nombre de Jared Polis, el primer candidato abiertamente homosexual que logra ganar una gobernación estatal. De esta forma, se convertirá en el gobernador de Colorado, siendo la primera persona que logra este tipo de cargo en cualquier estado habiendo hecho pública esa orientación sexual.

Estas mujeres, se han visto acompañadas por el movimiento #MeToo y motivadas por su lucha contra las decisiones de Donald Trump; entre ellas la elección del juez Brett Kavanaugh, acusado de abuso sexual.

La cita electoral del martes se salda con un total de 103 mujeres elegidas en las urnas para el Congreso estadounidense, una cifra a la que se suman las diez senadoras que mantienen su escaño porque no estaba en juego en estos comicios, alcanzando un total de 113 parlamentarias.

 

Fotos: https://bit.ly/2JL6O0T

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *